Beneficios psicológicos de hacer videollamadas

Ante la situación de aislamiento, son muchas las familias que están separadas, o las personas que se encuentran solas en casa. Ahora mismo solo tenemos un deber: quedarnos en casa para que esto acabe lo antes posible. Sin embargo, para no perder el contacto son muchos los que han recurrido a las videollamadas ya sea por WhatsApp, Skype u otros programas vernos a través de las pantallas nos hace sentirnos mejor.

Nuestros psicólogos afirman que las videollamadas nos ayudan a mantenernos en contacto con nuestros familiares y amigos, lo que nos ayuda a la expresión y recepción de afecto no solo a través de las palabras, sino de la parte visual. Todo esto beneficia a nuestro estado emocional. La sonrisa de todos nuestros seres queridos impacta en nuestro estado de ánimo tanto como nuestro sonreír.

Pilar Conde, directora técnica y psicóloga de Clínicas Origen, declara que las videollamadas nos infunden seguridad y tranquilidad. Esto ocurre porque a través de ellas comprobamos que nuestros seres queridos se encuentran bien. Por otro lado, apunta nuestra psicóloga, las videollamadas nos ayudan a cuidar nuestra autoimagen y no caer en el abandono.

Otro beneficio psicológico es que nos da ocio y nos invita a realizar gestos y acciones con nuestras caras y nuestro cuerpo que no haríamos si la otra persona no nos viera, lo que tiene un efecto muy bueno en nuestro bienestar y en el de la persona que está al otro lado de la pantalla.

Por todos estos motivos, las videollamadas con nuestros seres queridos nos aportan muchos beneficios psicológicos y os animamos a que las realicéis cada poco tiempo. Para los más atrevidos, podéis proponer distintos retos a la persona que llaméis como vestir cada día de un color, disfrazaros, utilizar gafas de sol o montar un karaoke.

No importa cómo o a través de que plataforma será la videollamada, lo importante es que te aportará muchos beneficios psicológicos y que será un soplo de aire fresco durante esta situación.

Deja un comentario